Dicen que el hombre es el único animal que tropieza dos veces con la misma piedra y el Intendente de Morón Ramiro Tagliaferro es un claro ejemplo de eso.

Hace unos días nada más se lo cuestionó e incluso la justicia lo imputó por entregar prebendas a cambio de votos, se recordarán los tirantes, las chapas y los bolsones de comida. Ahora entrega a las familias del Jardín 913 de Villa Sarmiento piojicidas con la misma publicidad pero con el agregado de folletería propagandista de gestión.

Al parecer Tagliaferro no quiere deponer su actitud o su departamento de prensa y propaganda no está en sintonía con la realidad de la situación por la que atraviesa el Intendente debido a este tipo de actitudes.

La entrega de este material causó un gran malestar en las familias del Jardín y sumado a lo que ocurrió hace apenas 24 horas con el mal uso del vehículo municipal y empleados que deberían haber estado en sus trabajos y no haciendo campaña explica a las claras que Tagliaferro intentará revertir el mal resultado de las paso a cualquier costo, incluso utilizando la vieja política, las necesidades de la gente y los medios ilegales para conseguir los votos.