Para Presidente un candidato deberá obtener el 45% de los votos o el 40% y una diferencia del 10% con el segundo para ganar la elección sin necesidad de ir a una segunda vuelta. En casa de repetirse el resultado de las paso Alberto Fernandez llegaría al 49,19% de los votos y le sacaría a Macri más del 10%.

Para Gobernador de la Buenos Aires es muy simple, gana el candidato que más votos obtenga, así sea una más que el segundo. De repetirse los resultados de las paso Axel Kicillof estría obteniendo el 52,53% de los votos aventajando a Vidal por casi 18 puntos.

En cuanto para la Ciudad Autónoma de Buenos Aires el candidato que obtenga el 50% más uno de los votas será el ganador sin necesidad de una segunda vuelta. De repetirse el resultado de las paso Larreta ganaría en primera vuelta ya que obtuvo el 46,48% de los votos pero al sacarse de la base de datos del conteo el 8% de votos que fueron en blanco en porcentaje subiría al 50,56% mientras que los porcentajes de Lammes irían del 31,93% al 34,73%.

Para Intendente la definición es por diferencia de voto al igual que para Gobernador. De repetirse el resultado de las paso, el candidato Lucas Ghi se impondría ante Tagliaferro por el 43,34% de los votos contra el 37,71%.